a especialización en la rehabilitación de pistas de tenis viene siendo un objetivo prioritario para Tennislife en los últimos años.  La demanda  de los clubes y usuarios se ha visto incrementada como consecuencia de la crisis. Obviamente resulta más económico rehabilitar una superficie deportiva que construirla de nuevo.

Esto nos ha llevado a innovar en sistemas y productos que solucionen  las patologías  que plantean las pistas antiguas, especialmente las que se construyeron en su día con hormigón poroso (tennisquick) ya que existen todavía un gran número de instalaciones en las que se juega al tenis sobre esta superficie.

Actualmente es posible transformar, de forma relativamente económica, un pavimento de hormigón poroso convirtiéndolo en pista rápida de resinas. El sistema se llama Comporepo Óptima.

La actuación consiste en aplicar un sistema multicapas de resinas especiales de Tennislife sobre el soporte de hormigón existente teniendo especial en facilitar la evacuación de agua de lluvia. No hay que olvidar que las pistas de hormigón poroso se construyen inicialmente sin pendientes porque son drenantes. Una vez aplicadas las resinas el conjunto quedaría impermeable. Por esta razón hay que realizar drenajes específicos donde se necesiten además de dejar las juntas de dilatación de los paños abiertas. Todo ello se hace con especial cuidado para que el tratamiento de estos puntos singulares no desvíen en ningún caso la trayectoria de la bola durante el juego y para conseguir la mejor estética en la pista como puede verse en las fotos

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies